Carta a un corazón roto y resentido:


 

La verdadera esencia del amor (esto es un secreto) no es que te correspondan, sino el ser capaces de alegrarnos por haberlo sentido.  El que ha amado con el alma, el que ha rozado con la yema de los dedos tal inmensidad, el que ha regalado cada partícula de su existencia a ese loco sueño de sentir que por fin las dos mitades de un solo espíritu dividido en dos cuerpos se han encontrado, el que ha llegado a verse tan sobrepasado por ese golpe de sentimiento de tal forma que solo ha sido capaz de llorar a moco tendido porque si no hubiera explotado… El que ha amado profundamente, y en particular, a quien la vida le ha devuelto un disparo de realidad en pleno corazón invariablemente se ve escogiendo entre dos simples trayectorias.

 

Hay gente que hace lo que dejas intuir entre tus palabras; gente que se intenta escudar tras un mal paso y pretende por todos los medios a su alcance que no le vuelva a pasar, que no le vuelvan a herir, que aquel calvario que le retuvo tantas horas de sueño y las cambió por siglos de amargo llanto en silencio no se repita en su historia. Y considero que es totalmente factible, correcto y comprensible.

 

Pero existe otro tipo de gente que tras ese asesinato al sentimiento que nos daba la vida y tras las inevitables horas de luto por lo perdido se encuentran, en décimas de segundo, ante una verdad tan obvia como compleja. Amar no depende de nosotros, ni lo controlamos ni podemos, y de poder no sabríamos que hacer, pero cuando amas todo lo demás desaparece y se reviste de belleza, de tal belleza que inunda todo nuestro pequeño universo y cambia el enfoque de todo aquello en lo que posamos la vista, la mente o el ánimo. Y cuando eso ocurre, cuando lo comprendes así ya nunca te ves de luto por lo que pasó, sino alegre y motivado (incluso excitado en el sentido “nervioso” de la palabra) a recuperar no a quien te hizo sentir así, sino el sentimiento en sí. Y es cuando empiezas a bombear aire fresco de cada poro de tu piel, y nuevas sonrisas brotan desde lo mas hondo, y en tu mirada vuelve a verse ese brillo cautivador que embelesa a cualquiera que se asome al balcón de tus ojos.

 

Amar, en definitiva, o la capacidad de volver a amar, es olvidarse de uno mismo, de la otra persona y dejar, simplemente, que en la vida se vuelva a producir de nuevo ese milagro que nos une de dos en dos y nos vuelve del revés…

 

La pregunta es: Tanto a ti como a mi (como a millones  de personas mas) nos han reventado por dentro pero, siendo sincera, consideras que seria soportable un mundo donde toda la gente a la que le han partido el corazón destilasen defensa y resquemor o preferirías creer con toda sinceridad que, si bien la persona que te hirió no merece una segunda oportunidad, al menos se la podrías dar al sentimiento, al amor incondicional?

 

Y mil disculpas si en algo te he podido ofender o molestar…

About these ads

Acerca de Brand New Soul

Me muero, lentamente, cada dia un poco. Pero antes de morir del todo juntare mis dias de poca muerte y sonreire por haber vivido tanto....
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Carta a un corazón roto y resentido:

  1. solo tengo 14 pero este texto me llego estoy pasando por lo mismo que esta escrito gracias por darme una idea de lo que paso

    • Nunca hubo edad para amar, y por lo tanto tampoco la hay para sufrir por amor. A mi nadie me lo dijo cuando tenía tu edad, pero mi forma de superar todo eso fue dejandolo caer en folios y folios interminables donde llore sangre amarga por personas amadas que no me correspondian.

      Te animaria a hacer lo propio. Quiza descubras que en esto de escribir tienes un aliado contra el mal de amores y es bastante mas barato que un psicologo!!

      Un abrazo, Pablo, y recuerda que sufrir por amor es otra forma de sentirse vivo, aunque duela…

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s